El rol de la minería en el futuro de Chile: reflexiones sobre una visita

rol de la minería en el futuro de Chile, minería

La pregunta es qué hemos hecho mal para provocar rechazo a la actividad, desconociendo el rol de la minería en el futuro de Chile.

Hace unos días (abril de 2022), con un grupo de profesores del Departamento de Ingeniería de Minería de la UC, recibimos la visita de altas autoridades de Uzbekistán, interesadas en conocer la experiencia chilena en minería, a fin de desarrollar el gran potencial minero de ese lejano país, especialmente cobre, oro y otros metales.

Aunque fue una visita breve, tuvimos la oportunidad de llevarlos a Chuquicamata, tanto al histórico rajo como a la impresionante nueva mina subterránea. Y también a Spence y Centinela, dos faenas mineras cercanas, que muestran interesantes desarrollos tecnológicos.

Además, en su paso por Santiago, pudieron conocer un par de empresas dedicadas a nuevas tecnologías para la minería: Godelius del grupo SK y Power Train Technologies, y también los laboratorios y centros de investigación de la Facultad de Ingeniería de nuestra universidad, incluido el Centro de Innovación Anacleto Angelini.

Para quienes hemos participado tantos años impulsando el cluster minero que se ha formado en Chile fue un motivo de legítimo orgullo escuchar los comentarios de nuestros visitantes, impactados por: la alta calidad de la ingeniería nacional, el desarrollo tecnológico alcanzado y la formación académica que estamos impartiendo a nuestros estudiantes.

Rol de la minería en Chile: críticas

Qué equivocadas se sienten las acusaciones de “extractivismo”, escaso valor agregado o actividad rentista no productiva, tan comunes en el debate público respecto de la minería. Especialmente cuando se confrontan con el mundo de la inteligencia artificial, la robótica, las redes de comunicaciones 5G, la IoT, los centros integrados de operaciones y todas las herramientas de última generación, de uso común, tanto en las actividades productivas mineras como en los proveedores y contratistas, los que constituyen el pujante cluster minero de nuestro país.

Y qué decir de esa frase de un excandidato presidencial: “por su lógica extractivista, la minería del cobre se ha convertido en una verdadera condena para el desarrollo productivo del país”.

Desconocimiento dramático

El desconocimiento de la importancia de la minería para el desarrollo tecnológico y productivo del país es dramático.

Resulta evidente que nuestros políticos no están conscientes de los efectos que puede provocar la legislación que están impulsando, especialmente el royalty.

Tampoco miran lo que ocurre con otros competidores, ansiosos por reemplazar a Chile como líder en minería del cobre. Y se dejen llevar por la ideología y los mitos en torno a la actividad más relevante del país.

Ya perdimos el liderazgo en el litio, donde disponemos de las mayores reservas del planeta, producto de una legislación restrictiva que ha frenado su desarrollo.

Más grave aún es la actitud de la Convención Constituyente al generar un conjunto de reglas del juego que debilitan el derecho de propiedad y exigencias medioambientales excesivas; y por si todo ello no bastara para congelar inversiones, ahora impulsan expropiaciones a un “justo precio”. Y con ello, aumentan la incertidumbre y aventan el interés por hacer crecer la producción nacional.

Pero debemos reconocer que no es solo en esos niveles de la sociedad que existe ignorancia y falta de respeto por la actividad minera. Recuerdo el comentario de un colega profesor del Departamento de Ingeniería Industrial de la Universidad de Chile que me contaba la reacción muy contraria a la minería de sus alumnos de un magíster en recursos naturales; una muestra más de esa ausencia de reconocimiento.

Preguntas para reflexionar sobre la minería

¿Por qué otros países admiran nuestro desarrollo minero mientras nosotros lo ignoramos?

¿Está el país consciente de lo que le debe a la minería y de lo que esta puede aportar en el futuro?

¿Qué hemos hecho mal para provocar rechazo a la actividad minera?

El rol de la minería: tenemos una oportunidad histórica

La oportunidad histórica que tiene Chile de transformarse —según The Economist—en una de las superpotencias verdes, aprovechando la lucha contra el cambio climático y su hambre por cobre, litio y otros metales, no puede desaprovecharse.

Tal como en los años 60 se hablaba del cobre como la viga maestra para alcanzar el ansiado desarrollo, hoy, este vuelve a serlo. No solo por los recursos que aporta, siempre relevantes, sino fundamentalmente por ser una palanca destinada a impulsar en el país, la cuarta revolución industrial.

Habiendo sido “embajador” del hidrógeno verde para la minería, eslabón clave para alcanzar la carbono neutralidad y donde Chile tiene ventajas comparativas notables, apoyado en la generación de energía solar y eólica, tanto en el norte como en el sur austral, puedo asegurar que esta puede proporcionar el impulso decisivo para transformarnos en un actor relevante en el mercado global de este combustible del futuro.

Las autoridades del nuevo Gobierno y en especial la Corfo pueden seguir impulsando el desarrollo tecnológico que se ido instalando en torno al cluster minero, siguiendo a Mariana Mazzucato, economista muy valorada por los nuevos responsables del aparato del Estado.

¿Cómo hacerlo? Entre otras ideas, incentivando a las compañías mineras globales que operan en Chile a utilizar proveedores y contratistas nacionales, apoyando su internacionalización. Lo mismo en empujar el desarrollo tecnológico en universidades y centros de investigación. Y, sobre todo, “para hacer que pasen cosas que no habrían pasado de otro modo”.

El rol de la minería: una propuesta

Es por ello que, una vez más, proponemos:

  • Desarrollar las industrias de alto valor que necesitamos; a partir de nuestros clusters de recursos naturales, sin echar por la borda todo lo avanzado.
  • Impulsar una integración social en nuestras regiones. Empresas y organizaciones deben potenciar su desarrollo, mejorar la calidad de vida de las personas y evitar la “fuga de cerebros” a la metrópoli.
  • Cooperar entre nosotros para enfrentar desafíos. Esto, en vez de seguir anclados en una desconfianza atávica que nos impide, más que cualquier otro factor, avanzar en la senda de un país desarrollado.

 

Actualízate con el curso sobre emprendimiento en la minería (online) de Clase Ejecutiva UC. 





Marcos Lima

¿Te gustó? Inscríbete a nuestro newsletter

Artículos más recientes del autor