Para administrar proyectos, ¡necesitamos colaborar!

La fragmentación en la industria de la construcción impacta negativamente en la efectividad de los proyectos. Usualmente se demoran y resultan más caros. Hay que avanzar a enfoques más colaborativos.

Hay muchas razones por las cuales es necesario cambiar la forma en que administramos los proyectos: muchos exceden sus costos o se atrasan, hay relaciones conflictivas, reclamos y litigios, entre otras.

La fragmentación en la industria de la construcción impacta sobre la integración, coordinación y comunicación de los participantes, por ende en la efectividad de los proyectos, generando un escenario “ganar-perder”. Esta fragmentación potencia otros problemas como la falta de cooperación, confianza limitada y comunicación deficiente, resultando en relaciones adversas entre los actores del proyecto.

Para superar estos problemas, la industria de la construcción debe avanzar hacia enfoques más colaborativos que impulsen la coordinación de los participantes a través de implementar sistemas relacionales de gestión, para ofrecer resultados más predecibles a los dueños/clientes.

En los proyectos constructivos, un gran número de actores (dueño/cliente, diseñador, consultor, contratista, subcontratista y proveedor) deben trabajar juntos en el diseño y edificación de un producto complejo, que es único en su tipo.

Generalmente, muchos de estos participantes no tienen motivación para trabajar juntos, ya que normalmente buscan maximizar sus propios beneficios, sin considerar los objetivos del proyecto y a costa de los intereses de los demás actores. Por esta razón, se necesita crear formas de relación que generen un alineamiento de objetivos, donde todos ganen cuando el proyecto va bien, y se acompañen en sufrir las consecuencias cuando existan problemas.

Cuatro problemas sistémicos

Los principales defectos de los sistemas de contratación de proyectos del enfoque tradicional, son resumidos por Matthews & Howell en cuatro problemas sistémicos:

1. Las buenas ideas se guardan para obtener una ventaja competitiva en la oferta. Así, se pierde la oportunidad de presentar innovaciones antes de iniciar el proyecto.

2. La contratación limita la cooperación e innovación al determinar qué puede y qué no puede hacer cada participante, esto se apoya en un sistema de multas y premios.

3. Incapacidad para coordinar, pues no hay ningún esfuerzo formal para vincular los sistemas de planificación de los subcontratistas o para hacer compromisos mutuos o expectativas entre ellos.

4. La presión por la mejora local hace que cada contratista luche por optimizar su desempeño aún a costa de los objetivos de otros actores.

Los efectos de la colaboración

La Curva Esfuerzo-Tiempo de MacLeamy es una forma de evidenciar los efectos de la colaboración a lo largo del ciclo de vida de un proyecto. La capacidad de influir en el costo y la capacidad funcional de un proyecto disminuye a medida que avanzamos en el tiempo.

En las etapas preliminares es más fácil generar cambios que en el momento de la licitación o construcción, donde las decisiones están tomadas y los cambios implicarían mayor tiempo y esfuerzo.

La relación con los costos asociados a los cambios es inversa, ya que en las etapas conceptuales la inversión es baja, versus las etapas finales, donde los diseños han sido aprobados por los entes reguladores, o el proyecto ya se encuentra en marcha y los cambios significarían mayor cantidad de recursos.

La gestión tradicional de proyectos enfoca sus esfuerzos en las etapas intermedias, previo a los procesos de licitación, lo que implica una baja capacidad de influir en el costo del proyecto, y a su vez, con costos de los cambios que van en aumento a medida que avanza el proyecto.

Las tendencias actuales presentan una gran oportunidad, al promover procesos colaborativos en etapas tempranas, donde se puede tener mayor influencia sobre el costo final y capacidades funcionales.

 

Este artículo corresponde a un extracto de la página sobre el curso online “Administración de Proyectos” de Clase Ejecutiva UC que se publicó en el diario El Mercurio de Santiago durante 2019. Puedes descargar el PDF de la página aquí, luego de completar unos datos.

Lee aquí sobre el curso online “Administración de Proyectos” de Clase Ejecutiva UC.





Artículos más recientes del autor