¿Cómo enfrentar nuestro “sistema de inmunidad al cambio”?

Sistema inmunidad ante el cambio

Ante el cambio se activan barreras personales que es necesario superar.

Enfrentar las barreras de defensas del “sistema de inmunidad al cambio”, implica enfrentar los sentimientos de miedo, ansiedad, inseguridad, culpa, vergüenza, inestabilidad e incomodidad emocional asociados al peligro y al estrés.

Este sistema opera con cartografías mentales racionales y relatos cognitivos, asociados finalmente a prácticas que no generan desarrollo y crecimiento al justificar la imposibilidad de las transformaciones personales y organizacionales (“Es que yo siempre he sido así…”, “me cuesta cambiar…”, “me falta voluntad…”, “no soy perseverante…”, “a esta empresa siempre le ha costado cambiar…”, etc.)

Aunque se respondan racionalmente las preguntas para dotar de sentido a los cambios (por qué cambiar, para qué cambiar y cómo afectan los cambios a las otras personas de la comunidad laboral), la motivación necesaria fracasa como motor impulsor de cambios frente a la actividad del sistema de inmunidad.

Pasos para dar sentido al cambio

Los pasos reflexivos críticos, cognitivos, emocionales y creativos para modificar los sistemas de inmunidad son los siguientes:

1. Preguntarse qué estamos haciendo o no haciendo para mantener nuestros compromisos adquiridos en el proceso de cambios, reflexionando sobre qué hacemos para boicotear nuestro propio cambio, intentado descubrir los sentimientos y emociones que lo motivan (Preguntas: ¿qué es lo que realmente quiero o quieren los demás y ¿qué haré o harán para evitarlo?)

2. Identificar qué compromisos ocultos se tienen (“la agenda oculta”) personal y grupalmente, que compiten con los compromisos de cambios. Estos (los ocultos) están destinados a evitar los aspectos de una nueva realidad poscambio que amenazan las “zonas de confort” y estabilidad precambios que nos hacen sentir seguros y cómodos.

3. Identificar los grandes supuestos racionales y cognitivos (ideológicos, prejuicios, económicos…) que sostienen la agenda oculta.

4. Visualizar e interiorizar el mapa de inmunidad al cambio personal y grupal, compuesto por: los compromisos visibles; lo que estamos y no estamos haciendo al respecto; los compromisos ocultos que compiten, y los grandes supuestos que los componen. Todo ello, para ser modificados.

Transformación personal y global

En la medida en que los pasos son realizados y cada etapa modifica la siguiente y la anterior, emergen transformaciones globales que se autoorganizan.

Los cambios adaptivos implican un aprendizaje cognitivo emocional autoconsciente, reflexivo y crítico que obliga a modificar creencias, costumbres con nuevas visiones paradigmáticas, a través de nuevos sentidos y significados.

Recordar, finalmente, que el sentido y el lenguaje modifican y transforman realidades personales y organizacionales, sumado al hecho de que en un proceso de cambios, todos (la comunidad laboral completa) son responsables solidarios de estos y sus resultados, por lo que uno hizo o no hizo, pero el primer responsable siempre será uno mismo y no el otro.

Lee aquí sobre el curso online “Modelos de Gestión del Cambio” de Clase Ejecutiva UC.





Sergio Canals

¿Te gustó? Compártelo en tus redes

Artículos más recientes del autor