Logística y NCS, sistema de codificación OTAN: ¿Cómo aplicarlo?

Logistica y NCS

La logística podría aprovechar el sistema NCS para disminuir sus costos, además de promover la integración industrial.

Innovar no es solo crear algo de la nada, sino que también ser capaces de aplicar soluciones ya existentes a antiguas deficiencias. Así ocurre con la propuesta de aplicar la filosofía del NATO Codification System (NCS), o en español, el Sistema de codificación OTAN, para reducir costos logísticos y aportar a la integración industrial.

Ello, de acuerdo con el estudio “Conformación de una red logística industrial y sus ventajas”, de Benjamín Riquelme Oyarzún, máster en Ingeniería de Sistemas Logísticos (PUCV), e integrante y exjefe de la Oficina de Catalogación OTAN en Chile (2010-2016).

Ciertamente, hoy se considera el NCS, cuyo origen se remonta al término de la II Guerra Mundial, como un sistema robusto capaz de aportar en la logística que necesitan las empresas en todo el mundo.

NCS: Varios artículos similares con un solo código

En síntesis, explica Benjamín Riquelme Oyarzún en el estudio, la filosofía del NCS consiste en juntar varios artículos que sean idénticos, no similares, sin importar si son fabricados o provistos por diferentes empresas porque son iguales en características técnicas, para luego identificarlos con un único código denominado NATO Stock Number (NSN) y un nombre aprobado. Cualquier mínima diferencia en color, peso, medidas, etc., da origen a un nuevo NSN por tratarse de otro artículo.

“El contar con un lenguaje logístico común como el NCS, asegura una relación unívoca entre lo solicitado y lo entregado, disminuye la duplicidad de inventario, reduce el monopolio de proveedores, permite la intercambiabilidad de repuestos al interior de una planta y entre ellas”, destaca.

Asimismo, el estudio propone la conformación de una red logística de empresas. “Si el uso del NCS en una empresa presenta tantos beneficios es viable considerar que mientras más organizaciones interactúen mayores serán las ventajas. Para el desarrollo de una integración logística entre empresas es pertinente aprender de quienes ya lo han realizado. Para este caso se toman las experiencias del ámbito de defensa de la OTAN, específicamente del Common Use Item System y el NATO Logistics Stock Exchange, herramientas centradas en la cooperación logística”.

Menos costos logísticos

La conclusión de Benjamín Riquelme apunta a que la implementación del NCS en la industria chilena conlleva varios beneficios en la reducción de costos logísticos. Algunos observables en el corto plazo, por lo cual sugiere desarrollar un piloto para cuantificar los ahorros posibles de alcanzar.

También destaca que no es un proyecto de alto riesgo. Ello, porque el NCS es un sistema robusto, con trayectoria y cuenta con un organismo técnico que lo administra. Y, además, hay expertise en el país en su aplicación.

Puedes descargar el PDF del estudio completo: Conformación de una red logística industrial y sus ventajas

Actualízate con el curso sobre logística de Clase Ejecutiva UC.





Artículos más recientes del autor