“Los proyectos son fuente inagotable de problemas”

Proyectos fuente de problemas ok web

Si los problemas no se resuelven correctamente y a tiempo, todos terminan incrementando los costos y plazos. Veamos buenos y malos ejemplos de proyectos.

Sobrecostos y extensiones de plazos son la muestra de que los problemas de un proyecto no han sido resueltos en forma apropiada, opinan Ricardo Nicolau y Germán Millán P., profesores del curso “Análisis de Contratos” de Clase Ejecutiva UC.

—Sobrecostos y demoras figuran entre los principales problemas de los proyectos.
“Ambos son las consecuencias que sufren los proyectos por deficiencias en su gestión y en el no apego a las buenas prácticas en su administración. Es necesario tener muy claro que los proyectos son una fuente inagotable de problemas, y si estos no se resuelven correctamente y a tiempo, todos ellos terminan incrementando los costos y los plazos. Los que en menor o mayor medida siempre impactan negativamente a todas las partes interesadas (stakeholders)”.

— ¿Hay alguna cifra que muestre este impacto negativo?
“No existen en Chile estadísticas lo suficientemente completas que permitan un análisis riguroso del fenómeno, pero sí hay datos decidores. Una encuesta de la Cámara Chilena de la Construcción, CChC, del período 2014-2016, muestra que en global los contratos de construcción tuvieron en promedio aumentos de costos y de plazos superiores al 20 %”.

— ¿Cuáles son las principales causas de los sobrecostos y mayores plazos?
“Los motivos principales corresponden, entre otros, a atrasos en la entrega de los terrenos para realizar las obras, de los planos de diseño y construcción, y de equipos suministrados por el mandante, mala programación de las obras civiles y montajes de equipos, falta de profesionales competentes tanto en el diseño como en la construcción de obras civiles y montajes de equipos. Además en la insuficiente cantidad y calidad del personal que realiza las obras”.

— ¿Cómo mejorar?
“Entre otros, debe haber una trabajo colaborativo y complementario entre el personal técnico del mandante y los contratistas, asumiendo cada uno de ellos las responsabilidades que le corresponden de acuerdo al contrato firmado. Para ello es importante que haya buenos programas de obras y montajes que incluyan calidad y cantidad de personal involucrado, buenas especificaciones para la realización de los trabajos y plazos de ejecución acordes con la cantidad y calidad de dicho personal”.

“Además, es necesario tener presente que los contratos que permiten materializar un proyecto de inversión, deben ‘obedecer a una estrategia de contratación’, sólida y objetiva. La que debe ser el resultado de un análisis profesional de todas las circunstancias y peculiaridades del proyecto. Las que involucran tanto las características propias del proyecto, como también las del dueño, del equipo ejecutor y las del entorno económico y social”.

“Esta estrategia debe definirse en la fase preinversional del proyecto, la cual es implementada una vez tomada la decisión de ir adelante con la inversión”.

— Un ejemplo positivo de proyecto…
“Podemos mencionar la construcción y puesta en servicio de las Líneas 3 y 6 de Metro de Santiago, diseñadas por empresas chilenas de ingeniería. La construcción, también realizadas por empresas locales, contempló procedimientos de construcción subterránea que permiten realizar las obras con muy poca afectación en superficie a bienes públicos y privados y a personas”.

“Asimismo, estas líneas usan trenes de mejores características técnicas y de comodidad, con mejor tecnología y más grandes que los anteriores. Los accesos incluyen escaleras mecánicas, etc.”.

— Algún proyecto problemático…
“Podemos mencionar dos que han estado en los medios chilenos en los últimos tiempos. El Puente Cau-Cau en Valdivia y el Proyecto Hidroeléctrico Alto Maipo”.

“El Cau-Cau, un proyecto de puente levadizo, del tipo brazos basculantes, desarrollado por el Ministerio de Obras Públicas, experimentó problemas en su diseño y construcción. Constituye un ejemplo muy didáctico de cómo no deben abordarse proyectos complejos, donde tanto el mandante (el MOP) como la ingeniería local, no poseen la experiencia que se requiere para su correcto diseño y construcción. El puente finalmente quedará operativo, pero a un gran costo y plazo impredecible”.

“Y el proyecto hidroeléctrico Alto Maipo ha experimentado muchos problemas durante su construcción. El más relevante tiene que ver con la complejidad del ambiente geológico en el cual se inserta, en la precordillera de Santiago (involucra la construcción de más de 60 km de túneles). En tales circunstancias, la correcta y equilibrada asignación de los riesgos geológicos en los contratos es crucial. Aparentemente no ha sido el caso”.

“Por otra parte la selección de las empresas contratistas en proyectos de alta especialización también es muy relevante. Ambas situaciones son materia de la ‘estrategia de contratación’, la que no parece haber sido del todo bien elegida. Las consecuencias ya son conocidas, un fuerte sobrecosto y plazos extendidos considerablemente”.

Lee aquí sobre el curso online “Análisis de Contratos” de Clase Ejecutiva UC.