¿Qué dice el balance general de una empresa? – Parte I

En el balance general, la ecuación fundamental de la contabilidad relaciona los activos, pasivos y patrimonio de una empresa estableciendo que “lo que la empresa tiene menos lo que debe es el valor para sus dueños”.

También conocido como balance contable o estado de situación financiera, el balance general representa una foto en un momento determinado que resume los activos (recursos), pasivos (obligaciones) y el patrimonio (valor contable perteneciente a los dueños) de una empresa.

En el lado izquierdo del balance se resumen los activos. Estos son los recursos que tiene una compañía. De ellos se espera obtener en el futuro beneficios económicos. Es prácticamente todo lo que una empresa posee. Efectivo, depósitos bancarios, inventario, maquinaria y construcciones son ejemplos de activos.

El lado derecho del balance está constituido por los pasivos y el patrimonio. Los pasivos son obligaciones de la empresa con acreedores, proveedores, empleados, etc. El patrimonio, por su parte, es la diferencia entre activos y pasivos, constituido principalmente por el aporte de los dueños y los resultados acumulados que no han sido retirados o repartidos como dividendos.

Tanto los pasivos como el patrimonio son usados por la empresa para financiar los activos del lado izquierdo.

La ecuación fundamental de la contabilidad relaciona los activos, pasivos y patrimonio de una empresa estableciendo que “lo que la empresa tiene, menos lo que debe, es el valor para sus dueños”, o en otras palabras:

Activos – Pasivos = Patrimonio

Reordenando se tiene la ecuación fundamental del balance de una empresa:

Activos = Pasivos + Patrimonio

Por definición, la ecuación anterior debe estar balanceada. En otras palabras, todos los recursos que una empresa posee deben haber sido financiados mediante obligaciones con terceros o aportes de sus dueños.

Activos

Los tipos de activos que una empresa posea dependerán de la industria en la que esta se desarrolle y de la naturaleza de sus negocios (Apple produce aparatos tecnológicos v/s Citigroup que entrega servicios financieros).

Sin embargo, de forma general podemos describir las principales cuentas de activos que puede tener una empresa, como se ilustra en la siguiente tabla:

Tabla : Activos
ACTIVOSCANTIDAD
ACTIVOS CORRIENTES
Efectivo y equivalentes (1)A
Cuentas por cobrar (2)B
Inventario (3)C
Total activos corrientes (4)A + B + C = D
ACTIVOS NO CORRIENTES
Otros activos financieros (5)E
Activos intangibles (6)F
Activos fijos (7)G
Depreciación acumulada (8)H
Total activos no corrientes (9)E + F + G – H= I
TOTAL DE ACTIVOS (10)D + I = J

Los activos son registrados en orden descendente de liquidez. Es decir, mientras más abajo se muestre un activo en el balance, es más difícil, en términos de tiempo y esfuerzo, convertirlo en efectivo (caja). La liquidez es vital para todo tipo de empresas porque es, al final del día, lo que le permite subsistir.

Activos corrientes y no corrientes

Los activos se pueden clasificar en activos corrientes y no corrientes. Se denomina activos corrientes (4) al efectivo, a los activos que tienen vencimiento igual o inferior a doce meses o aquellos en que se tiene la intención de vender en menos de un año. Ejemplos de activos corrientes son el efectivo y equivalentes, cuentas por cobrar, inventario y los pagos anticipados.

En cambio, los activos no corrientes (9) corresponden a cualquier activo que podría ser transformado en efectivo en un período mayor. O que no se tiene intención de vender en el corto plazo.

El detalle de cada cuenta de activos presente en la tabla será el tema del siguiente artículo que publicaremos el viernes 22 de junio. Por ahora, les dejamos una pregunta para comentar, ¿cuál es el activo más valioso de su empresa u organización?

 

 





Artículos más recientes del autor